Consejería Presidencial para los Derechos Humanos
Skip Navigation LinksConsejería Derechos Humanos > Sala de Prensa > Noticias > 2016 > Comunicado de la Consejería Presidencial para los Derechos Humanos sobre la situación en la vereda Guapá León, municipio de Chigorodó, Antioquia

24/02/2016 18:35

Comunicado de la Consejería Presidencial para los Derechos Humanos sobre la situación en la vereda Guapá León, municipio de Chigorodó, Antioquia

Bogotá D.C., 24 de febrero de 2016

​​En referencia a las denuncias recibidas sobre los presuntos atropellos contra una comunidad indígena ocurridos el pasado 23 de febrero en la vereda Guapá León, del municipio de Chigorodó, en límites con Turbo, Antioquia, la Consejería Presidencial para los Derechos Humanos se permite señalar:

1. Rechazamos todos los actos de violencia y las vías de hecho que se cometan por las partes que se encuentran actualmente disputando esas tierras; más aún si estos actos afectan a niños, niñas, mujeres y otras poblaciones vulnerables.
 
2. A través de oficios OFI16-00017753, OFI16-00017761, OFI16-00017763, dirigidos respectivamente a Grupo de Derechos Humanos del Ministerio de Defensa; Área de Derechos Humanos de la Policía Nacional; Unidad de Restitución de Tierras; solicitamos intervenir, de forma preventiva, frente a la situación que actualmente se presenta en el terreno, para evitar que se produzcan vulneraciones a los derechos humanos de la población de especial protección constitucional y cualquier otro acto violatorio de la ley en relación con litigio de tierras que actualmente se encuentra en curso.

3. De igual forma, por medio del OFI16-00017773, instamos a la Defensoría del Pueblo a desarrollar una labor de mediación y distensión entre las comunidades indígenas y el presunto propietario del predio de la región, mientras las autoridades competentes adoptan las decisiones de fondo, en cuanto a los derechos de propiedad de las tierras en mención.

4. Repudiamos, en nombre del Gobierno Nacional, cualquier tipo de actuación que pretenda atentar contra la integridad de líderes defensores de derechos humanos y de organizaciones reclamantes de tierras en el país.